undefined_peliplat

La distopia animal en Planeta de los Simios

Spoilers

La nueva entrega de El planeta de los simios llegó a los cines de latinoamericanos como Nuevo Reino, 300 años después del sacrificio de Cesar, el mundo colonizado por simios ha cambiado drásticamente.

Una de las premisas principales de la saga, ademas de la mas elemental que es la autodestrucción de la sociedad humana, es que dada la oportunidad, resetear la civilización en la tierra permite hacer borrón y cuenta nueva, la pregunta es que es si eso pasará, ¿volveríamos a hacer todo igual? Hay mucho de ese dilema en esta nueva entrega con tres posiciones claramente diferenciadas que voy a elaborar a continuación.

Mae y los resabios de la humanidad

La posición humana está representada principalmente por Mae, a quien inicialmente denominan Nova (guiño directo a la Nova de Linda Harrison en la película original). Apenas conocemos a Mae, esta intenta despistar a Noah y Raka para ocultar sus verdaderas intenciones y demuestra así sus primeros rasgos humanos que la diferencia de los simios: miente y manipula. Acto que horrorizó a Noah, miembro de una generación que nunca interactuó directamente con humanos y que incluso los conocía como Ecos.

Mae y el resto de los humanos sobrevivientes, inmunizados al virus que arrasó con la humanidad pretenden, como se revela hacia el final de la película, reunir al resto de la humanidad reparando las comunicaciones satelitales para poder a futuro, reclamar el planeta como propio. Primera posición: soberanía humana.

Linda Harrison y Freya Allan, las Novas.

Proximus y el nuevo reino

El líder y soberano de esta generación de simios es un hábil y poderoso mono, interpretado por Kevin Durand, que aprendió de Trevathan la historia de los antiguos reinos humanos y fascinado por Julio Cesar adopto como propio el manto de emperador. Resignificando el nombre del líder de la revolución que liberó a los simios por lo menos de esa parte del mundo. Cesar, ademas de un líder histórico tiene ahora estatus de mesías y Proximus pretende gobernar enarbolando su nombre. Un reinado a semejanza del imperio romano, con esclavitud incluida, rompiendo así la máxima fundamental que decía “Simio no mata Simio”, una especie de mandamiento cesariano establecido 300 años antes que convenientemente omiten mencionar. Abrir la bóveda con el armamento humano solo potenciaría el reino de Proximus y le daría el poder para someter a las tribus libres, por lo menos de California, pero así empiezan los imperios. Segunda posición: soberanía de simios.

Noah y el clan de las águilas

El clan de Noah es, para mí, el mas interesante de todos, no solo porque son un pueblo pacifico sino porque su comunión con las águilas les hace un pueblo empático que puede convivir con especies ademas de la suya y que no solo utilizan a las aves para cazar y alimentarse sino que tienen un vinculo de afecto y admiración mutua. Una vez liberado a su pueblo y designado como líder de la tribu y maestro de aves, el manto de su difunto padre, Noah sostiene un breve pero esclarecedor intercambio con Mae, que devela la tercera posición. Si los humanos recuperan su poderío tecnológico aceptarían a un simio como su par o volverían a someterlos. Noah aboga por una convivencia, de la misma manera que hubiera convivido con Proximus y que efectivamente convive con las águilas, esta es la tercera posición y una que puede ser la superadora para el futuro de la vida en el planeta, por lo menos una que vale la pena explorar en futuras instancias de la saga.

Por lo menos en esta etapa de la historia que este mundo nos plantea, los simios se plantean un estilo de vida mas atado a lo natural y lejos de asentarse en los edificios abandonados por el ser humano, se volcaron a vivir en la naturaleza con un respeto y cuidado que permitió que esta reflorezca y cubra todo. Recordemos que la revolución comenzó en San Francisco y para la época de Kingom, la ciudad es apenas un distante recuerdo. Polemizando con el título, podrá ser una distopia para los seres humanos pero se siente mas como una utopía civilizatoria, solo que no nos toca a nosotros transitarla.



Más recientes
Más populares

No hay comentarios,

¡sé la primera persona en comentar!

4
0
0