undefined_peliplat

Emilia Perez: un musical alucinante de un cártel mexicano

¿Cuáles son las diez ciudades más peligrosas del mundo que no están en guerra y tienen la tasa más alta de asesinatos?

Según las estadísticas de una encuesta que hizo el Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y Justicia Penal con sede en la ciudad de México, la ciudad mexicana de Colima, al centro-oeste de México, tuvo la tasa de asesinatos más alta con 181.94 homicidios por 100.000 habitantes en 2022. Entre estas diez ciudades, a excepción de Nueva Orleans en los Estados Unidos, que ocupó el octavo lugar, las otras nueve se sitúan en México.

La lista de las 20 ciudades del mundo con la tasa más alta de homicidios en orden descendente.

Lamentablemente, estas estadísticas poco favorables solidifican la imagen caótica y peligrosa de México retratada en las películas y series. Aunque México tiene abundantes recursos turísticos y un patrimonio cultural interesante, estas estadísticas hacen que la gente piense dos veces antes de visitar este país. En muchos casos, las guerras contra el narcotráfico ahí ni siquiera afectan a los turistas.

Tanto en la película Del crepúsculo al amanecer (1996) como en la serie de Netflix Narcos: México (2018-2021), solemos ver sicarios rezándole a la Virgen María mientras cometen asesinatos atroces. En Latinoamérica, una región cuya trayectoria está pavimentada con la plata, la espada y la piedra, esta no es ninguna sorpresa. La plata representa los recursos minerales abundantes, la espada simboliza la violencia, y las piedras, la fe. Desde la época de los pueblos indígenas, al periodo colonial, hasta el tiempo presente donde el panorama político está en constante cambio, la dicotomía de la oración y la violencia personificada por México no ha cambiado en Latinoamérica.

Póster de Narcos: México de Netflix

Pero, ¿qué pasaría si, un día, los jefes de los carteles y sus sicarios fueran golpeados por una epifanía repentina y quisieran hacer un borrón y cuenta nueva genuinamente? ¿Realmente dejarían sus espadas para tomar las piedras de la oración?

La nueva película del director francés Jacques Audiard, Emilia Perez, que se estrenó en el Festival de Cine de Cannes de 2024, le da vida a esta hipótesis que parece improbable en el mundo ficticio del cine. La película trama una historia imaginativa y emocionante llena de giros inesperados y con un alto contenido intrigante.

Póster de Emilia Perez

Advertencia: voy a describir y analizar brevemente este guion tan bien elaborado, por lo que van a haber algunos spoilers inevitables.

Rita es una abogada muy talentosa cuyo principio profesional es cumplir por completo con sus clientes sin cuestionar su culpabilidad. Un día, recibe una petición inusual e imposible de rechazar: le piden que se encargue de una operación de reasignación de sexo para Juan, el narcotraficante más buscado del país, con el fin de convertirlo en una mujer llamada Emilia Pérez. Por supuesto, nadie más puede saber esto.

Años más tarde, Juan y Rita se vuelven a encontrar. Justo cuando Rita pensaba que estaba al borde de ser silenciada, descubre que Juan no cambió de sexo nada más, sino que se transformó en otra persona. Alguna vez había sido un narcotraficante despiadado, pero, ahora, Emilia es una persona sentimental y se conmueve profundamente por una madre que no puede encontrar a su hija desaparecida. Decidida a hacer un cambio, crea una organización sin fines de lucro dedicada a encontrar personas desaparecidas y a cotejar el ADN de las víctimas. Pronto, muchos ex sicarios despiadados también se presentan como voluntarios para buscar redimirse. La película también cuenta con la participación de la estrella del pop estadounidense Selena Gomez que interpreta un papel secundario importante.

Selena Gomez interpreta un papel secundario importante en Emilia Perez.

Audiard presenta estos giros argumentales increíblemente melodramáticos de una forma increíble: en formato de musical. Desde las bandas callejeras de mariachis más típicas de México hasta las baladas románticas y los temas electrónicos bailables, la película presenta interpretaciones que nos recuerdan al estilo de Michael Jackson en "Smooth Criminal". Al transformar la cruda realidad en una fantasía alegre, todo se vuelve entretenido y emocionante a la vez.

De hecho, los musicales de gánsteres han dejado su marca en la historia del cine. Una de las escenas más icónicas aparece en la versión de 1961 de Amor sin barreras que retrata la lucha callejera entre dos bandas: los Jets y los Sharks. En 2014, en Geronimo, un musical gitano de Tony Gatlif, hay una escena intensa en la que las bandas se enfrentan: los cuchillos atraviesan alambrados para crear ritmos, un hombre turco arrastra un ataúd para marcar el ritmo, mientras uno de los líderes de la banda rompe la guitarra del hermano de su rival contra él. En medio de las llamas violentas, la banda gitana toma el ataúd, lo convierte en una tarima de baile y la hermana del líder de la banda baila tap encima. En 2017, la película musical italiana titulada Love and Bullets, que trata sobre la Camorra en Nápoles, retrata la violencia interna de la mafia y la belleza de la ciudad con un tono autocrítico.

Póster de Love and Bullets

En el contexto de este linaje, Emilia Perez de Audiard podría ser calificada cómicamente como un musical de un cártel mexicano. Mientras se vive en la tumultuosa sociedad mexicana que está llena de peligros amenazantes, ¿por qué no ponerse de pie y bailar? En el mundo del cine, literalmente cualquier cosa, hasta las situaciones más desafiantes y peligrosas, se pueden convertir en un musical.

Una vez más, Audiard demuestra ser un director versátil y prolífico que sobresale no solo en las películas comerciales de alta calidad, sino también en el cine de autor exhibido en los festivales de cine. Demostró su habilidad para navegar hábilmente las historias en múltiples idiomas además de su lengua materna, el francés, como el inglés en Los hermanos Sisters (2018) y Dheepan que está principalmente en tamil (ganó la Palma de Oro en el Festival de Cine de Cannes de 2015). Esta vez, el 85 % del diálogo en esta última película está en español.

Foto de Emilia Perez

Más recientes
Más populares

No hay comentarios,

¡sé la primera persona en comentar!

6
1
2